Disminuido para el clásico

18 septiembre 2008

Foto Miguel Almiron, puede volver a la zaga luego de recuperase de una molestia muscular. Oriente sin Jean Carlo ni Hoyos. Al margen de la odisea que pasó el equipo para retornar desde Trinidad, la preocupación en Oriente Petrolero se centra en las bajas de Jean Carlo Carvalho y Miguel Angel Hoyos. Ambos jugadores resultaron expulsados el martes frente a Real Mamoré y dejaron disminuido al cuadro verdolaga que el domingo debe enfrentar a Blooming, por la séptima fecha del torneo Clausura.
Así como en el viaje de ida, la delegación albiverde regresó ayer en dos partes y no logró entrenar con normalidad.
El primer grupo formado por aquellos jugadores que no participaron del encuentro llegó en horas de la mañana y consiguió moverse en San Antonio, bajo el mando de Javier Zegarra.

Sin embargo, la otra parte integrado por los titulares y el técnico Víctor Hugo Antelo, arribó recién al finalizar la tarde y no tuvo tiempo para practicar.
Recién este jueves, el equipo entrenará completo, donde Tucho Antelo intentará buscar a los sustitutos de Jean Carlo y Hoyos.
Si bien el equipo tendrá dos bajas sentidas en la marca, el estratega podrá contar ya con el defensor Luis Alberto Gutiérrez y Marcelo Aguirre.
El primero reaparecerá luego de cumplir siete fechas de suspensión y el volante tras su expulsión en la quinta jornada.

Paniagua dirigirá
luego de un año

Juan Carlos Paniagua, fue designado ayer para dirigir las acciones del partido que protagonizarán el domingo, Blooming y Oriente Petrolero, en el estadio Tahuichi.
El árbitro cruceño, reaparecerá en un clásico cruceño después de un año, asistido desde las bandas por Juan Carlos Arroyo y José Romero.
El último duelo que tuvo bajo su cargo, fue el 24 de septiembre de 2007, por el torneo Clausura, donde Blooming se impuso (1-2).
En dicho encuentro, expulsó a Jorge Ortiz de la academia y Jhasmany Campos de Oriente. Además amonestó siete jugadores.

650 efectivos darán seguridad al clásico
Blooming quiere que el clásico 136 sea una verdadera fiesta deportiva. Para ello, el club académico coordina labores de seguridad con representantes de la Fiscalía del Distrito y la Policía Departamental.
La institución del orden se comprometió a desplazar 650 efectivos para el encuentro que está marcado para el domingo desde las 18:00, en el estadio Tahuichi.
El control se ejercerá antes, durante y después del compromiso y dos cuadras al rededor del escenario.
“El verdadero trabajo comenzará después, porque se patrullará a los hinchas, que habitualmente provocan desmanes en los predios de la plazuela Blacut y zonas adyacentes”, afirmó Albero Rojas a nombre de la Policía.
Blooming, quiere evitar los hechos del pasado 17 de agosto, cuando sus seguidores protagonizaron incidentes en el interior del campo deportivo.
En aquella ocasión, la Policía se vio obligada a utilizar gases para dispersar a los fanáticos celestes, que de esa forma intentaron desahogarse de la derrota de su equipo (2-0) a manos de Oriente Petrolero.
El domingo, también se ejercerá un estricto control en el acceso al estadio. No se permitirá el ingreso de personas en estado de ebriedad ni portando objetos que puedan luego ser utilizados como armas. La directiva académica, también intenta unificar a la barra del equipo que se fraccionó por la disputa de entradas que entrega el club.

0 Comentario: